Un proyecto que trae una de las mejores vistas al río de Buenos Aires

Un proyecto que trae una de las mejores vistas al río de Buenos Aires

Por CONTENT LAB | La Nación

Una de las particularidades de Buenos Aires es que, a pesar de ser una ciudad construida frente al Río de la Plata, ha tenido un desarrollo urbanístico que más bien le ha dado la espalda a ese inmenso cauce de agua. Y si bien en los últimos tiempos proyectos como Puerto Madero o los parques costeros de la zona norte han buscado integrar la urbe con él, los espacios para disfrutarlo siguen siendo más bien escasos. Es por eso que los siempre cotizados departamentos “con vista al río” apenas si lo dejan entrever en el horizonte.

Sin embargo, esa suerte de indiferencia porteña y bonaerense con el Río de la Plata tiene su excepción en el Tigre. Allí donde el río se hace delta y donde la naturaleza le gana al cemento, hoy hay un emprendimiento único que promete tener la mejor vista de la ciudad. Se trata de la Torre II del complejo Torres Cardón, emplazada a pocos metros de la estación fluvial del Río Tigre y una altura de 22 pisos.

“Es un proyecto aprobado bajo las normativas de antes que se cambiara el Código de Zonificación de Tigre que impidió a futuro torres de esta altura”, comenta Eduardo Bagnato, director de Emprendimientos de Toribio Achával. “No hay otro proyecto en ejecución en la zona que tenga las vistas de la Torre II”, agrega.

Confort y naturaleza

La Torre II es la última etapa de un emprendimiento que comenzó con la construcción de un primer edificio, ya terminado y habitado. Con una ubicación privilegiada, a apenas 200 metros de la estación Tigre del ferrocarril Mitre y de la rotonda de las Naciones, esta segunda torre es análoga a la primera, aunque con unidades de 2 y 3 ambientes, en lugar de las de 3 y 4 de la Torre I.

Con 7 departamentos por piso y cocheras en las primeras tres plantas, el proyecto se destaca además por su diseño de vanguardia, los materiales nobles y los amplios espacios. Las amenities incluyen piscina, solarium, SUM, gimnasio y laundry. “El proyecto es muy interesante, tiene detalles de calidad que están muy por encima de lo que es la media de construcción en Tigre, como los cerramientos de PVC con DVH o el granito negro en las mesadas. Es un edificio con muy buenas prestaciones de calidad”, afirma Bagnato.

Desarrollada por Global Investments, la Torre II del complejo Torres Cardón se convertirá en un nuevo ícono arquitectónico del centro de Tigre, porque reunirá en un mismo lugar el confort propio de la vida moderna con el disfrute pleno de la naturaleza.

Todo en pesos y apto blanqueo

Además de la increíble vista que ofrecerán sus departamentos y de los detalles de construcción, la Torre II ofrece otro gran atractivo para quienes decidan entrar en el pozo: los precios son 100% en pesos.

La forma de pago es con un anticipo y 36 cuotas mensuales, las cuales se irán actualizando mediante el índice de la Cámara Argentina de la Construcción (CAC).

Dado su formato de pago, los valores totalmente en pesos y que es apto blanqueo, el proyecto es interesante tanto como inversión como para destino de uso final o revalorización. Para más información o conocer los precios de las unidades disponibles, comunicarse con Toribio Achával al 1125314838 o haciendo click aquí.

Link a nota

Dólar planchado: ¿Sigue siendo un buen momento para construir?

Dólar planchado: ¿Sigue siendo un buen momento para construir?

Por Leandro Ferreyra

Tras un 2020 con un dólar indomable: ¿la estabilidad de la moneda estadounidense obliga a replantear el escenario?.

El año pasado fue un gran momento para construir. El dólar, indomable durante todo 2020, impactó de lleno en los costos de la construcción. Esto, sumado a la sobre oferta de terrenos en las afueras de la Ciudad de Buenos Aires (que inevitablemente les bajó el precio), a la necesidad de muchos porteños de migrar hacia lugares en contacto con la naturaleza y al boom del teletrabajo, generó una oportunidad de inversión inmobiliaria tanto para desarrolladores como para consumidores finales que contaban con ahorros en dólares: el famoso combo de lote + la construcción de una casa.

Coincidencia unánime

El 2021 comenzó sin novedades, pero a medida que fueron pasando los días, el dólar planchado alteró el mercado, y al cierre del primer trimestre muchos se preguntan si sigue siendo hoy un buen momento para apostar a la construcción.

“Se siguen firmando contratos de construcción llave en mano a 650 dólares por metro cuadrado, que con el valor de dólar actual es más accesible”, dice Pérez de Graffe.

Daniela Pérez de Graffe, directora comercial de Grupo Coria, afirma que es el momento ideal de construir “para las familias que buscan su casa propia. El dólar lleva varios meses estable en un valor incluso menor que el año pasado, y todavía el costo del metro cuadrado de la construcción se encuentra muy bajo en relación a lo que costaba antes de la pandemia. Se siguen firmando contratos de construcción llave en mano a 650 dólares por metro cuadrado, que con el valor de dólar actual es más accesible. Sin embargo vemos que ya tocó piso y va a empezar a repuntar en cualquier momento porque los costos en general han subido, desde los valores de los lotes hasta los materiales e insumos, sumado a que hay un gran auge constructivo”.

Para Pérez de Graffe, el brusco descenso del dólar blue, que pasó de $195 a $142, es otro factor determinante. “Se vuelve más accesible para el que quiere comprar una propiedad. Para los desarrolladores por el contrario, hacen un esfuerzo por mantener estables los valores de las propiedades, con los costos de los materiales subiendo de precio y el dólar bajo se achican los márgenes de rentabilidad”, considera la especialista.

Hernán Nucifora, CEO de Global Investments, aporta su balance: “los materiales se fueron incrementando, el dólar se estancó hace 3 o 4 meses y los índices de la cámara fueron muy altos, el ultimo casi del 6%. Más faltantes de materiales, más importaciones cerradas y demás, definitivamente todavía sigue siendo interesante construir en este momento. El costo se sigue incrementando en dólares mes a mes, aproximadamente en un 7 u 8 % en dólares en los últimos 4 o 5 meses. Mientras el dólar siga estable y la inflación siga en moneda dura, de a poco vamos a ir entrando de vuelta a los valores que teníamos previos a la devaluación.

Mariano Gubitosi, gerente comercial de Grupo Portland, coincide en que si bien la devaluación generó una ventaja en términos de costos de construcción en dólares, y esa ecuación cambió en los últimos meses, “los costos siguen siendo competitivos y las desarrolladoras no basan sus planes de negocios en análisis parciales y estáticos en el tiempo, sino que lo hacen con una perspectiva de largo plazo y continuidad de crecimiento, más allá de las coyunturas”.

Para Juan Manuel Tapiola, CEO de Spazios: “El dólar va a seguir planchado y la inflación va a seguir en aumento, por lo que será cada vez más caro construir en dólares. Esto va a impactar en los valores por m2 en dólares que terminarán subiendo”. A pesar de ello, las expectativas de Tapiola para los próximos meses “es que este escenario se mantenga pero la construcción no necesariamente se vea desalentada sino que seguramente siga activa”.

Financiamiento en pesos

Hernán Siwacki, Socio Gerente de Capital Brokers Propiedades, hace otro análisis de la coyuntura: “Hace 6 meses el esquema ideal para los desarrolladores era cerrar las operaciones en dólares, o cobrar el mayor anticipo posible en dicha moneda. Con un dólar que subía y costos de construcción muy atrasados ese era el esquema ideal. Hoy es casi a la inversa. Los desarrolladores en su mayoría no quieren cerrar precio en dólares, prefieren financiar en pesos actualizado por la CAC, u otro índice. Hoy el dólar está en 137 y el costo de la construcción está cada vez más alto. Entonces no les conviene tener los dólares, prefieren tener pesos que cobrar y con eso construir”.

“En Argentina nadie puede predecir nada, todo es muy volátil. En la medida en que el dolar se mantenga bajo y el costo de construcción siga de esta manera los precios en dólares irán subiendo, porque los costos en dicha moneda subirán. Este panorama yo creo que se va a mantener gran parte del año, o al menos hasta después de las elecciones de octubre”, concluye Siwacki.

Por último Daniel Mintzer, director de G&D Developers asegura que “los precios han bajado entre un 30 y un 35 % respecto al mismo trimestre de 2020. Si bien en este plazo de un año los costos que bajaron mucho en dólares han subido en parte debido a la inflación y el dólar quieto, aún da sentido invertir, comercializar y construir en estos valores y más pensando en una dolarización de las unidades a futuros”.

Link a nota

Financiación en pesos: clave para llegar a la clase media

Financiación en pesos: clave para llegar a la clase media

Por Inés Álvarez

Hernán Nucifora, CEO de Global Investments, explica los cambios que implementó su firma para ampliar su cartera de clientes.

Global Investments es una desarrolladora con 12 obras en ejecución, lo que equivale a 100.000 m2 en obra y demuestra una estrategia flexible con la que intenta acercarse al segmento de la clase media.

`Desde 2018, que fue el peor año para el mercado, llevamos 40 meses y pico de caída consecutiva`, cuenta Hernán Nucifora, CEO de la firma, para explicara los cambios que introdujeron hace 3 años: `Desdolarizamos todos los emprendimientos, porque de otro modo no podíamos seguir haciendo los mismos proyectos. Canjeamos metros terminados por un mayor volumen de metros en otro edificio similar pero en pozo. Así fue como pudimos comprar varios terrenos. También empezamos a ofrecer un mayor plazo en las cuotas y en pesos, e incluso aceptamos criptomonedas a las que consideramos igual que cualquier transacción`, explica el empresario.

A Nucífora, la cuarentena le sirvió para estudiar bien el mercado, analizar variables históricas y así trazar estadísticas. `Investigué la relación entre la cantidad de sueldos necesarios para poder comprar una vivienda durante los últimos 70 años. Mientras que hoy se requieren 270 salarios promedio para llegar a un departamento, antes se necesitaban 50. Entonces, ¿A quién le vendemos los proyectos?`, se preguntaba. 

Para el desarrollador, `el que tenía guardados los dólares, ya invirtió`. `Por eso es que nos orientamos a la clase media, porque buscamos ampliar el cupo de compradores y estamos tratando de crear un mercado nuevo`.

Según datos de septiembre de 2020 de la Asociación Civil por la Igualdad y la Justicia, en Argentina hay un déficit habitacional de 3,8 millones de viviendas, tomando en cuenta su aspecto cuantitativo (necesidad de un nuevo hogar) como el cualitativo (falta de servicios básicos y viviendas construidas en forma precaria).

En este contexto, al que se suma la inflación alta que dificulta el otorgamiento de créditos hipotecarios, la propuesta de Global Investments suena como una herramienta más accesible para la franja que está entre la clase media y la clase media alta. `Estamos trabajando con una financiación a 10 años para poder llegar al público que hoy no puede comprar su primera vivienda. Con la posibilidad de pagar en este plazo, estimamos que habrá un montón de gente decidida a volcarse al ladrillo. No solamente por la accesibilidad de la cuota, sino también por el inversor que habitualmente nos compraba para tener una rentabilidad. Cuando nosotros le entregamos su unidad, en 24 meses, se da cuenta que pagó el 50% del valor y que la rentabilidad sobre el capital invertido es del doble. La idea es que el cliente pague durante el plazo de la obra y continúe durante 8 años más. Desde el momento que tiene disponible el departamento lo puede ponerlo en alquiler y cubrir parte de la cuota. Es un modelo que tiene un potencial enorme`.

En este plan, la compañía de Nucifora lanzó tres emprendimientos con financiación a 10 años. Uno en Tortuguitas, de 204 unidades; Campus Norte en Vicente López, y otro en Flores. Todos fueron concebidos pensando más en que `el producto es la financiación, no tanto la ubicación o el proyecto`.

Mientras tanto, su empresa mantiene la comercialización en pesos de emprendimientos en los que sus características arquitectónicas están claramente orientadas hacia un determinado público. Es el caso de Camino Building, en Tigre, que reúne 39 unidades de 1, 2 y 3 ambientes, con un estilo similar a los lofts neoyorquinos a las que se suman amenities `para fierreros`, como un sector para lavado de motos. ` TORTUGAS. 204 unidades residenciales con diez años de financiación.


La ola cripto llegó al mercado inmobiliario: cómo se vende y compra una casa con Bitcons y otros activos digitales

La ola cripto llegó al mercado inmobiliario: cómo se vende y compra una casa con Bitcons y otros activos digitales

Por José Luis Cieri

Se hicieron transacciones en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y el GBA. Expectativas positivas con el blanqueo para la construcción y compra desde el pozo y a estrenar.

La compra de propiedades a través de las criptomonedas avanza en la Argentina. Ahora es posible tokenizar un inmueble de la mano de la tecnología. Los tenedores de este activo financiero comenzaron a movilizar su capital para adquirir unidades en proyectos ubicados en el Gran Buenos Aires y la Ciudad Autónoma.

Hernán Nucifora, CEO de Global Investments, dijo a Infobae: “Concretamos operaciones con criptomonedas en las Torres Cardón, en Tigre. Este tipo de acuerdos son ideales para unidades a estrenar o en pozo. Se transfiere a una cuenta del vendedor, y cuando está acreditado se entrega la propiedad, previo boleto de compraventa, como si fuera una transferencia bancaria”.

Las criptomonedas se toman a la cotización del día de la operación, sean Bitcoin, Ethereum u otras, y en algunos casos el desarrollador inmobiliario absorbió el costo del cambio de moneda, el cual puede llegar a 4% y 5%, aproximadamente.

“Es como recibir dólares, siempre y cuando el comprador del inmueble los tenga declarados como criptomonedas. Si no los tiene registrados se ofrece la alternativa de ingresar al blanqueo de capitales para la construcción, el cual cuenta con una ventana de 60 días, y afrontar un cargo del 5%, que en realidad es al tipo de cambio oficial, por lo que al cambio libre se reduce a un 3,5% para el comprador”, agregó Nucifora.

“Es como recibir dólares, siempre y cuando el comprador del inmueble los tenga declarados” (Nucifora)

“Aceptamos Bitcoin, Ethereum, Litecoin, entre otras. En cuanto a lo legal y fiscal falta mucho trabajo por hacer, no sólo en la Argentina sino en el mundo. La forma más conveniente de tratar una operación inmobiliaria, ya que se trataría de un activo financiero intangible, sería similar a una permuta”, contó Juan Tapiola, CEO de Spazios.

En el acto de escritura, lo más usual, es que el escribano detalle que el acuerdo se efectuó como un canje. Donde el vendedor a cambio de la vivienda recibe de parte del comprador la cantidad equivalente de criptomoneda por el valor pactado del inmueble.

Por efecto del ASPO y DISPO, muchos inversores, sobre todo jóvenes, exploraron alternativas, y así descargaron las llamadas Wallet (billeteras virtuales) donde pueden capitalizar sus ahorros.

 

La tokenización

Se trata de transformar una propiedad en una criptomoneda, que no es más que una representación digital de esa construcción. Esto le da al inmueble todas las posibilidades que tienen esos activos: puede ser fraccionado, transferido en segundos y a costo virtualmente cero, entre otras ventajas.

“En nuestra empresa, estamos trabajando hace un tiempo en estas tecnologías junto con gente de la comunidad de Bitcoin. De hecho, fuimos la primera desarrolladora en ofrecer inmuebles valuados en Bitcoin. Recuerdo cuando publicamos un departamento de 2 ambientes en un buscador muy famoso hoy, en 2013, y en ese momento se vendía a 100 Bitcoins”, reseñó Tapiola.

La operatoria es muy sencilla: se juntan la constructora y la compradora en la escribanía, ambos con su billetera virtual (generalmente en un celular o notebook) y la compradora le transfiere sus criptomonedas desde su dispositivo. Tapiola, explicó, que, “apenas la vendedora confirma que recibió las criptomonedas, la vendedora firma el boleto o escritura. La compra de un inmueble con criptomonedas tiene menos riesgos que con dinero en efectivo, es más rápida y confiable para ambas partes”.

Una de las principales ventajas de las criptomonedas es que abren el mercado financiero y del dinero a todos. “Nadie se queda afuera, sin importar su posición social. Cualquiera que pueda tener una billetera de Bitcoins en su celular (solo hay que descargarla y es gratis) puede comprar y recibir ese activo digital. Además, como es posible fraccionar hasta en 100 millones de veces (Satoshi), cualquiera podría acceder a la transacción”, añadió Tapiola.

“Una de las principales ventajas de las criptomonedas es que abren el mercado financiero y del dinero a todos” (Tapiola)

Los especialistas coinciden en que el blanqueo de capitales para la construcción puede atraer a quienes disponen de criptomonedas no declaradas al fisco.

 

La experiencia en el resto del mundo

La criptoeconomía se apoya en la tecnología blockchain, que está formada por un conjunto de herramientas digitales, que permiten registrar una transacción, contrato o cualquier otro tipo de actuación en Internet de manera verificable, infalsificable y transparente, sin necesidad de que un tercero verifique su validez, entre otras opciones.

Criptokuántica, compañía conformada por socios argentinos y españoles, es accionista y desarrolladora de Onda Serrano SL, emprendimiento ubicado en Málaga que propone fondearse a través de captar a tenedores que cuentan con este activo financiero. Su CEO, Néstor Kreimer, contó a Infobae: “Existen más de 8.300 criptomonedas en circulación, encabezadas por el dominio de Tether y Bitcoin. Las primeras 5 criptos movilizan un volumen diario por arriba de los USD 232.000 millones”.

“Cualquier inmueble puede ser tokenizado, ya que se trata de fraccionar cualquier activo. Luego se deberá evaluar si la envergadura de la operación justifica los costos de estructuración. Un inmueble tokenizado no se vende a través del token. El derecho real de dominio (propiedad) sólo se transmite por escritura pública, con su debida inscripción posterior en el Registro de la Propiedad Inmueble de la jurisdicción de cada caso; y con la intervención de un notario local”, aclaró a Infobae, Nicolás Barilari, director de operaciones en Criptokuántica.

“Cualquier inmueble puede ser tokenizado, ya que se trata de fraccionar cualquier activo” (Barilari)

De hecho, se concretó el primer caso en la historia del Real Estate de una tokenización por oferta, utilizado para financiar un desarrollo inmobiliario, con una serie de innovaciones en el modelo de negocios. “Allí, los tokens se colocan por oferta pública, dada su registración en la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) de España. Se han tokenizado títulos de deuda, que, como producto de su colocación en el mercado, permitirá financiar la construcción de 3.500 m2 por un monto a emitirse equivalente a USD 6 millones”, dijo Néstor Kreimer.

La primera propiedad tokenizada de la historia fue por el equivalente a 6.500.000 euros, tratándose de un inmueble en Francia, inaugurando lo que luego fueron otras operaciones, principalmente en los Estados Unidos y centradas en el modelo de compra para explotación en renta.

Barilari, dijo, que, “desde la Argentina se puede aplicar sin inconveniente alguno, con el fin de lograr el atributo de oferta pública -sin depender de la Comisión Nacional de Valores- dado que la normativa española permite que el activo subyacente a la tokenización pueda estar fuera de ese país”.

Link a nota

Para inversores: ¿qué ventajas ofrece la venta de proyectos o lotes con financiación?

Para inversores: ¿qué ventajas ofrece la venta de proyectos o lotes con financiación?

Por Ámbito

La venta en pesos y en cuotas resulta hoy una opción tentadora. ¿Qué opciones hay en el mercado?, ¿conviene pagar en efectivo?, ¿beneficia a inversores y consumidores finales por igual?.
El 2021 se proyecta como un año de recuperación para el sector inmobiliario. Los magros números de 2020, peor año del real estate nacional en su historia, no pueden más que mejorar durante la pospandemia.
Muchos nuevos emprendimientos, parados durante la cuarentena, se presentan hoy como importantes oportunidades de inversión. En ese contexto, las alternativas de financiamiento aparecen como una herramienta central a la hora de atraer compradores.

Inversores ya pueden apostar por 21 nuevos Cedears
Empresarios del sector inmobiliario dan su opinión respecto al financiamiento en pesos y cómo este está impactando positivamente en la venta de lotes y proyectos a desarrollar.

Las alternativas de financiamiento aparecen como una herramienta central a la hora de atraer compradores.

Para Hernan Nucifora, CEO de Global Investments, “la principal ventaja de la financiación es la posibilidad de acceder a una vivienda pagando en pesos. Eso es lo que permite el peso, porque comprar en dólares con un tipo de cambio tan volátil sería muy difícil de pagar”.

Ignacio Coria, presidente del Grupo Coria, opina por su parte que “la ventaja principal de la financiación es poder mudarte a tu casa propia, destinando los fondos que probablemente antes destinabas al pago de un alquiler, para pagar la cuota de tu propiedad”.
En opinión de Sergio De Francesco, Director de M2 Spaces, para el caso de los lotes, la financiación “permite reducir la exposición financiera de los propietarios, tanto para los que están buscando reservar un lote para construir en el futuro o como inversión, pero particularmente para aquellos que quieren lanzarse a construir de inmediato”.
En nuestro país, otro de los beneficios que suelen ofrecer las empresas comercializadoras de emprendimientos inmobiliarios es un descuento si el pago se realiza en efectivo. Los distintos especialistas brindan más detalles sobre esta modalidad de pago.
Para Nucifora “en un proyecto en pesos, el hecho de que se pague de contado no es un beneficio. De hecho, dependiendo de la reputación del desarrollador, el proyecto y demás, en muchos de los casos yo no aconsejo que se pague de contado, ya que se va apreciando la obra a medida que va avanzando y los desembolsos están atados de acuerdo al avance”.
De Francesco señala por su parte que el beneficio del pago en efectivo “en realidad no es sustancial, y depende del proyecto. Obviamente el monto nominal pagado finalmente en una financiación por CAC termina siendo mayor, pero el negocio de nuestros desarrollos no está basado en generar márgenes con la financiación”.
Finalmente, los especialistas señalan la importancia que tiene la financiación, no solo para el consumidor final sino también para quién accede a la compra del inmueble o el lote como forma de inversión.
Sobre este punto, Nucifora apunta que “un proyecto que se pagaba en 24 meses, el inversor al mes 23 prácticamente había cancelado el 100% y vendía la unidad para obtener una rentabilidad sobre el capital invertido. Hoy, en nuestro caso, va a tener un % muy bajo del total de la unidad al momento de la entrega, por ende la rentabilidad va a ser mucho más fácil de llevarse a cabo. Además, va a poder trasladar la financiación a varios años más, lo que le va a permitir tener un mercado mucho más amplio de quien va a ser el comprador final”.
Para Coria, la financiación sirve también para los inversores “porque la propiedad que compran la alquilan y con el monto que les genera el alquiler van pagando la cuota. Así, logran capitalizarse con poco capital inicial”.
Finalmente, De Francesco agrega que “la reducción de exposición financiera definitivamente es muy útil también para aquellos inversores que tengan flujos de dinero recurrentes y no montos acumulados para inversión. La financiación permite blindar esos montos futuros en un valor tierra ya comprometido”.

Link a nota

¿Qué hacer con los pesos?: se multiplican los proyectos inmobiliarios 100% en moneda local y la financiación a largo plazo

¿Qué hacer con los pesos?: se multiplican los proyectos inmobiliarios 100% en moneda local y la financiación a largo plazo

Por Patricio Eleisegui

Desarrolladoras y comercializadores siguen redefiniendo sus estrategias con el fin de reactivar la demanda en otro año de freno. Ventajas y propuestas

Insertos en otro escenario de parate económico y pandemia, los actores del sector inmobiliario iniciaron 2021 con la meta de aceitar la demanda. Y una de las apuestas más firmes en este momento también crítico para la actividad del ladrillo pasa por acercarle un destino al excedente de pesos del que gozan muchos argentinos.

De ahí la decisión por activar o, en muchos casos, relanzar proyectos en marcha basados en moneda nacional y dotados de una financiación de al menos una década. La ampliación de las cuotas, entienden desarrolladores e inmobiliarias consultados por iProfesional, es uno de los factores que puede desbarrancar el freno que muestra la compraventa sobre todo desde 2020 a esta parte.

“La ventaja principal de la financiación es poder mudarte a tu casa propia, destinando los fondos que probablemente antes destinabas al pago de un alquiler, para pagar la cuota de tu propiedad”, comentó al respecto Ignacio Coria, presidente del grupo homónimo. Los pagos en pesos, diferenciados, también dicen presente en la oferta de lotes.

La financiación “permite reducir la exposición financiera de los propietarios, tanto para los que están buscando reservar un lote para construir en el futuro o como inversión como para aquellos que quieren lanzarse a construir de inmediato”, sostuvo Sergio De Francesco, director de M2 Spaces.

Los emprendimientos en cuotas pesificadas se hacen fuerte en zonas como el Norte del Gran Buenos Aires. Global Investments, por ejemplo, ofrece hasta 120 pagos mensuales en sus proyectos en Vicente López y Tortuguitas.
“Es un total de 500 unidades que cuentan con planos aprobados para iniciar las obras. Poseen grandes espacios verdes, muy buenos ‘amenities’, excelente accesibilidad y todo lo que la mayoría de las personas va a querer buscar en la post pandemia. Con respecto a los pagos, son 100 por ciento en pesos y no están atados a ningún tipo de variable frente al dólar”, precisó Hernán Nucifora, CEO de la firma.

En Pilar, Grupo Coria habilita los desembolsos en moneda doméstica por un lapso de hasta una década. “En la mayoría de nuestros proyectos ofrecemos financiación. La mejor opción actualmente es Cañada Village 3, a la que se puede ingresar con el 20 por ciento del valor de la unidad. Después se paga un 30 por ciento adicional durante la obra y el 50 restante en cuotas en pesos ajustadas por el índice CAC -Cámara Argentina de la Construcción- en hasta 10 años”, detalló Ignacio Coria.

La alternativa en pesos ajustados de acuerdo a la variación que establece la CAC también dice presente en las propuestas de M2 Spaces.

“En dos de nuestros emprendimientos, Blü en Pilar y Pinares en Capilla del Señor, ofrecemos alternativas de contado y con variantes financiadas, en dólares y en pesos ajustados por índice de la construcción CAC. En el caso de Blü, se trata de cuotas de adhesión al fideicomiso, mientras que en Pinares son cuotas tradicionales hasta la posesión del terreno”, comentó De Francesco.

 

La financiación como gancho

Más allá del contexto de inflación acelerada, y la incertidumbre que rodea al dólar, desarrolladores y agentes de la actividad inmobiliaria coinciden en las ventajas que acerca la financiación ampliada ahora disponible.

“Antes, en un proyecto que se pagaba en 24 meses, el inversor cancelaba el 100 por ciento al llegar al mes 23 y luego vendía la unidad para obtener una rentabilidad sobre el capital invertido. Hoy, tiene un porcentaje muy bajo del total de la unidad al momento de la entrega, por lo que la rentabilidad es más fácil de llevarse a cabo”, aseguró Nucifora.

Para luego agregar: “Además, puede trasladar la financiación a varios años más, lo que le permite tener un mercado mucho más amplio de quien va a ser el comprador final”.

Por su parte, Coria señaló que la financiación sirve para los inversores “porque la propiedad que compran la alquilan. Y con el monto que les genera el alquiler van pagando la cuota. Así, logran capitalizarse con poco capital inicial”.

Link a nota

Post-Pandemia y real estate: ¿qué ventajas ofrece la venta de proyectos o lotes con financiación?

Post-Pandemia y real estate: ¿qué ventajas ofrece la venta de proyectos o lotes con financiación?

Por Comunidad Real Estate

La venta en pesos y en cuotas resulta hoy una opción muy valorada por los inversores inmobiliarios. ¿Qué opciones hay en el mercado?, ¿conviene pagar en efectivo?, ¿beneficia a inversores y consumidores finales por igual? Opinan los expertos.
Buenos Aires, 22 de febrero de 2021 – El 2021 se proyecta como un año de recuperación para el sector inmobiliario. Los magros números de 2020, peor año del real estate nacional en su historia, no pueden más que mejorar durante la post-pandemia.
Muchos nuevos emprendimientos, parados durante la cuarentena, se presentan hoy como importantes oportunidades de inversión. En ese contexto, las alternativas de financiamiento aparecen como una herramienta central a la hora de atraer compradores.
Destacados empresarios del sector inmobiliario dan su opinión respecto al financiamiento en pesos y cómo este está impactando positivamente en la venta de lotes y proyectos a desarrollar.

Para Hernan Nucifora, CEO de Global Investments, “la principal ventaja de la financiación es la posibilidad de acceder a una vivienda pagando en pesos. Eso es lo que permite el peso, porque comprar en dólares con un tipo de cambio tan volátil sería muy difícil de pagar”.

Ignacio Coria, presidente del Grupo Coria, opina por su parte que “la ventaja principal de la financiación es poder mudarte a tu casa propia, destinando los fondos que probablemente antes destinabas al pago de un alquiler, para pagar la cuota de tu propiedad”.
En opinión de Sergio De Francesco, Director de M2 Spaces, para el caso de los lotes, la financiación “permite reducir la exposición financiera de los propietarios, tanto para los que están buscando reservar un lote para construir en el futuro o como inversión, pero particularmente para aquellos que quieren lanzarse a construir de inmediato”.
Es notable la cantidad de oferta que existe hoy de emprendimientos inmobiliarios y lotes que ofrecen opciones de financiación muy atractivas.
Global Investments, por ejemplo, ofrecerá financiamiento a 120 meses en locaciones del norte del GBA como Vicente López y Tortugas. “Será un total de 500 unidades que cuentan con planos aprobados para iniciar las obras. Poseen grandes espacios verdes, muy buenos amenities, excelente accesibilidad y tienen todo lo que la mayoría de las personas va a querer buscar en la post-pandemia. Con respecto a los pagos, son 100 % en pesos y no están atados a ningún tipo de variable frente al dólar”, señala su CEO.
En el caso de Grupo Coria, su presidente señala que “en la mayoría de nuestros proyectos ofrecemos financiación. La mejor opción actualmente es Cañada Village 3, a la que se puede ingresar con el 20% del valor de la unidad, pagar el 30% adicional durante la obra y el 50% restante en cuotas en pesos ajustadas por el índice CAC en hasta 10 años. Si se paga al contado se accede incluso a mejores oportunidades de inversión”.
Por el lado de M2 Spaces, De Francesco apunta que “en dos de nuestros emprendimientos, blü en Pilar y Pinares en Capilla del Señor, ofrecemos alternativas de contado y con variantes financiadas, en dólares y en pesos ajustados por índice de la construcción CAC. En el caso de blü, se trata de cuotas de adhesión al fideicomiso, mientras que en Pinares son cuotas tradicionales hasta la posesión del terreno”.
En nuestro país, otro de los beneficios que suelen ofrecer las empresas comercializadoras de emprendimientos inmobiliarios es un descuento si el pago se realiza en efectivo. Los distintos especialistas brindan más detalles sobre esta modalidad de pago.
Para Nucifora “en un proyecto en pesos, el hecho de que se pague de contado no es un beneficio. De hecho, dependiendo de la reputación del desarrollador, el proyecto y demás, en muchos de los casos yo no aconsejo que se pague de contado, ya que se va apreciando la obra a medida que va avanzando y los desembolsos están atados de acuerdo al avance”.
De Francesco señala por su parte que el beneficio del pago en efectivo “en realidad no es sustancial, y depende del proyecto. Obviamente el monto nominal pagado finalmente en una financiación por CAC termina siendo mayor, pero el negocio de nuestros desarrollos no está basado en generar márgenes con la financiación. De hecho, en blü no hay ningún incentivo para las operaciones de contado. En las financiaciones dolarizadas hay obviamente tanto para el comprador como para el vendedor una exposición a variaciones de cambio, pero el monto total no varía. En el caso de Pinares sí efectivamente hay una interesante propuesta de valor de corto plazo para el período de lanzamiento, enfocada en operaciones de contado”.
Finalmente, los especialistas señalan la importancia que tiene la financiación, no solo para el consumidor final sino también para quién accede a la compra del inmueble o el lote como forma de inversión.
Sobre este punto, Nucifora apunta que “un proyecto que se pagaba en 24 meses, el inversor al mes 23 prácticamente había cancelado el 100% y vendía la unidad para obtener una rentabilidad sobre el capital invertido. Hoy, en nuestro caso, va a tener un % muy bajo del total de la unidad al momento de la entrega, por ende la rentabilidad va a ser mucho más fácil de llevarse a cabo. Además, va a poder trasladar la financiación a varios años más, lo que le va a permitir tener un mercado mucho más amplio de quien va a ser el comprador final”.
Para Coria, la financiación sirve también para los inversores “porque la propiedad que compran la alquilan y con el monto que les genera el alquiler van pagando la cuota. Así, logran capitalizarse con poco capital inicial”.
Finalmente, De Francesco agrega que “la reducción de exposición financiera definitivamente es muy útil también para aquellos inversores que tengan flujos de dinero recurrentes y no montos acumulados para inversión. La financiación permite blindar esos montos futuros en un valor tierra ya comprometido”.

Link a nota

Nuevo concepto en edificación y refacción de las viviendas: en busca de espacios flexibles y muy luminosos

Nuevo concepto en edificación y refacción de las viviendas: en busca de espacios flexibles y muy luminosos

Por José Luis Cieri

La pandemia y el diseño moderno influyeron en el cambio del diseño. Se derriban paredes para unir ambientes. El que construye con ese criterio cotiza mejor sus unidades.
En el mundo edilicio se habla que nació por la necesidad de los profesionales de aprovechar los metros cuadrados al máximo.
El covid-19 hizo que ganara protagonismo el concepto abierto (open plan) en el diseño del hogar, tanto en desarrolladores como en el público que se abocó a refaccionar su vivienda, en busca de ampliar espacios para integrar mejor los ambientes como nunca antes había sucedido en el ámbito edilicio.
Valeria del Puerto, CEO del estudio Del Puerto-Sardin Arquitectos, dijo a Infobae: “El concepto abierto en el diseño de la vivienda apunta a unificar los lugares. No se trata de un esquema arquitectónico nuevo, recordemos por ejemplo la Casa Schroeder, en Utrecht, que en 1924 ya lo planteaba con posibilidades de subdividirse con paneles y así responder a las distintas necesidades”.
En el mundo edilicio se habla que nació por la necesidad de los profesionales de aprovechar los metros cuadrados al máximo, con el fin de brindar a las familias la mejor comodidad posible dentro de sus hogares. Esa tendencia se afianzó desde la pandemia, porque muchos que viven en lugares pequeños comenzaron a usarlo también como espacio de su ambiente de trabajo.
Muchos que viven en lugares pequeños comenzaron a usarlo también como espacio de su ambiente de trabajo
“El concepto abierto aporta flexibilidad de usos y adaptabilidad a través del tiempo, la casa se acomoda a sus habitantes y sus maneras de vivir. La eliminación de tabiques y paredes genera un espacio diáfano, más amplio, sin límites físicos y visuales. Los sectores pequeños y compartimentados, los pasillos y circulaciones muchas veces inútiles, se transforman en espacios de mayor superficie y fluidez”, explicó Del Puerto.
Las áreas que más suelen modificarse son las cocinas, comedores y living. Por lo general, se integran para darle una continuación al espacio (apenas separadas por una isla o un desayunador) y volverlo más luminoso. En este caso, se considera muy importante la orientación de la propiedad, si se quiere aprovechar el balcón o la terraza, conviene que mire al noroeste. Un departamento que da al sur debe estar mejor calefaccionado. Lo ideal es darle la espalda a ese punto cardinal.

Solange Esseiva, dueña de la inmobiliaria H-54, dijo a Infobae: “Al no poder disponer como antes de los sectores comunes por la reducción de los volúmenes, las familias se están replanteando el tener que pagar elevadas expensas por amenities que usan poco y utilizar ese dinero para sumar metros cuadrados al aire libre en la propiedad y así poder disponer de su propia parrilla, juego de jardín, mini gimnasio e incluso hasta pileta si se habla de propiedades con terraza o balcones amplios. Las unidades con estas propuestas son las más buscadas”.
Otras fuentes consultadas por este medio, destacaron que la pandemia enseñó qué importante que la vivienda sea permeable a las brisas, y en lo posible con acceso a los rayos de sol. El vínculo con los espacios exteriores y la naturaleza se valoran de otra manera.
El vínculo con los espacios exteriores y la naturaleza se valoran de otra manera
“Este concepto genera mayor intercambio e interacción entre los habitantes de la casa. El equilibrio entre lo público y lo privado y la interferencia entre las distintas actividades domésticas puede significar una desventaja que deberá minimizarse desde el diseño. Los límites o transiciones entre las distintas funciones pueden materializarse con equipamiento, muebles, colores y materiales, y de esta manera definir zonas de usos diversos”, contó Del Puerto.

Materiales y precios
Según los entrevistados, una buena reforma empieza por conocer al usuario y sus necesidades, anticiparse a los nuevos métodos y tecnologías. Es importante tener en cuenta la flexibilidad, la sustentabilidad, el diseño y los materiales; la ventilación cruzada, los materiales de fácil mantenimiento, la aislación térmica y acústica.
“Las refacciones siempre son valoradas en el mercado, y sobre todo si se tratan de buenas reformas en cuanto a tiempo y costo. De hecho, hay complicaciones para quienes habitan la propiedad cuando conviven en obras. Pero, una vez concluidas, la valorización es muy alta porque genera mejor uso de las áreas remodeladas y mayor adaptabilidad a los cambios”, dijó a Infobae, Darío Gabriel López, de Arquitectonika/López Leyt López Yablon.
Este concepto trabaja con la luminosidad como estandarte, por eso muchos optan por divisiones permeables a la luz como vidrio y hierro en caso de no querer unificar por completo una cocina con un estar. La madera es clave en muebles de cocinas e islas, como también el mármol y granito para las mesadas. En los pisos y terminaciones, el porcelanato es lo más empleado.

”La provisión de hierro ha estado complicada desde la pandemia, la producción disminuyó con la cuarentena y la demanda se acumuló de manera tal que los proveedores tuvieron dificultad para satisfacerla. Varios materiales importados, como pisos, también han sufrido interrupciones en la cadena de provisión. Algunas pinturas, sobre todo para terminaciones de exterior también estuvieron sin fabricación”, dijo Martina González Calderón, del equipo de arquitectura de la desarrolladora Global Investments.

El blanco permite aumentar las dimensiones del hogar, y otorga la sensación de disponer de amplitud de metros dentro de la vivienda, siendo una alternativa que refuerza los trucos para propiedades pequeñas.
El blanco permite aumentar las dimensiones del hogar, y otorga la sensación de disponer de amplitud de metros dentro de la vivienda
“En promedio, una modificación por metro cuadrado varía entre el equivalente a USD 350 y USD 500, atribuyéndose los costos más altos a los espacios de baño y cocina. Durante la pandemia, hubo problemas con las reposiciones, y retrasos, pero los materiales tradicionales están disponibles”, dijo a Infobae, Julia Cabral, arquitecta e interiorista.
Solange Esseiva detalló: “Antes de la pandemia, la valuación del m2 con terraza o patio se calculaba a un tercio del valor de un metro cuadrado cubierto, pero hoy esa proporción trepó al 50% y puede costar más si tiene amenities propios como parrilla, quincho, deck o jacuzzi”.

La unidad de ambientes
Además de generar espacios amplios, con ventilaciones, que permitan el ingreso de luz natural y visuales al exterior, que disminuyan la sensación de encierro, otro de los objetivos, es preparar espacios de trabajo y de descanso, para poder seguir teniendo una rutina que organice a los habitantes del hogar.

Martina González Calderón contó a Infobae: “El covid-19 obligó a la mayoría de los trabajadores a estar más tiempo en su hogar, nuestras casas pasaron a ser todos los espacios que habitamos; la oficina, el cine, el restaurante, el gimnasio. Los adaptamos para poder desarrollar todas las actividades, y el exterior fue uno de los más flexibles. Un departamento bien orientado, que capta la luminosidad, tiene otro valor económico y la luz natural da sensación de hogar y comodidad”.
“Se necesitó disponer de áreas con conectividad para permitir el trabajo online. El desafío de la vivienda fue la de cambiar para favorecer la productividad y la concentración de la familia, sea para estudiar, trabajar, y estar, replicando la relación de ocio y negocio. Un cuarto adoptó, además del uso del descanso, el de puesto de trabajo y sala de zoom. El estar en el comedor, pasó a ser escuela virtual”, destacó Julia Cabral.

Link a nota

Torres Cardón: "Es un gran momento para la inversión en pesos en la Argentina"

Torres Cardón: "Es un gran momento para la inversión en pesos en la Argentina"

Por Guillermina Fossati

Global Investments, responsable del gran proyecto inmobiliario que se desarrolla en Tigre, explica por qué es un buen momento para invertir en ladrillo

Torres Cardón es un desarrollo que está en pleno auge en el centro de Tigre, integrado por dos torres de 22 pisos unificadas.
La Torre 1, ya entregada, tiene 95 unidades con departamentos de 3 y 4 ambientes, 70 y 105 m2. En la torre 2, son unidades de 2 y 3 ambientes que está pensado en un plazo de obra de 24 meses. Tiene 18 pisos y tres de cocheras, proyectada en plantas de 7 departamentos por piso que varían entre los 50 y 75 m2.
Hoy, el valor promedio del m2 es de $300.000, con una financiación del 30% al contado y 36 cuotas mensuales ajustadas por CAC. Se puede también conversar un anticipo mayor para achicar el valor de las cuotas.

Hernán Nucifora, uno de los voceros de Global Investments , explicó a iProfesional por qué es un buen momento para invertir en este desarrollo y en las obras de pozo en general.

-Antes de comenzar es importante saber de dónde venimos. ¿Qué evaluación hacen de la situación inmobiliaria y de la construcción que se vivió en 2020?

-La evaluación que hicimos y las acciones que tomamos como empresa es la de buscar una solución definitiva a la financiación de la vivienda en nuestro país. La falta de crédito hipotecario y los requisitos para los pocos créditos que fueron otorgados son imposibles de acceder para la gran mayoría de la población, por tal motivo, este 2020 nos hizo trabajar muchísimo en una solución integral a este gran problema y lo pondremos en marcha en marzo de este año.

-Entonces la gran necesidad para este 2021 pasa justamente por ese aspecto, de solucionar el acceso a la vivienda

-Sin dudas que la gran necesidad es dar una solución al tema de la vivienda en la Argentina. Los procesos constructivos deben ser mejorados y evolucionar en un sistema de construcción que lleva más de 100 años en nuestro país sin avances tecnológicos, la ingeniería de valor en todo el proceso constructivo es lo que nos propusimos como empresa hace 10 años, buscando acortar los plazos de obra, la eficiencia, la sustentabilidad en el proceso, la creación de energías renovables en cada uno de nuestros proyectos. En fin, profesionalizar los procesos constructivos mediante la mayor implementación de ingeniería de valor.

En este contexto, y teniendo en cuenta los desarrollos que están llevando adelante de las Torres Cardón, ¿es un buen momento para invertir de pozo?

-Es un gran momento para la inversión en pesos en la Argentina. “El ladrillo” fue el resguardo de valor más importante en nuestro país si analizamos los últimos 70 años de historia.

– Más allá de esta oportunidad de invertir en pesos, no se puede desconocer que la volatilidad del dólar impacta en el sector. ¿Qué opinan al respecto?

-La volatilidad del dólar lo que produce en el mercado inmobiliario es incertidumbre. La incertidumbre atrasa todo tipo de decisiones y esto paraliza el mercado.
Por eso desde Global Investments trabajamos para que todos nuestros proyectos se pesifiquen y lograr poner a disposición de la gente un plan de financiación para lograr que un sector tan importante de la economía se ponga de pie y de la posibilidad de crear millones de puestos de trabajo.

-¿Entonces existe la posibilidad de que el mercado se mueva más en “pesos” para atraer más clientes?

-Absolutamente. Todos sabemos que si tenemos la posibilidad de tomar deuda en pesos a largo plazo, la tomamos y más con un plan de financiación que no tiene una tasa adicional ni gastos administrativos solo el índice de la cámara argentina de la construcción (CAC) como variable de ajuste.

-¿Cuáles son los sectores donde podrán verse más desarrollos: oficinas, viviendas, locales, etc?

-Los sectores que más se van a ver desarrollados son los que se adapten a las nuevas normalidades. Los que no se adapten tienen fecha de vencimiento.

-¿Qué perspectiva tienen para 2021?

-Por mi forma de ser te diría que optimista, sabiendo perfectamente que el mundo cambió definitivamente, que las personas vamos a priorizar otro tipo de cosas a partir del 2020. A la economía Argentina le va a llevar muchos años acomodarse pero soy de los empresarios que decidieron quedarse, poner el hombro y empujar para que el sueño de un gran país sea posible más allá de los gobiernos de turno.

-El crédito es desde siempre una necesidad, ¿Creen que podrían llegar en 2021 para apuntalar a la clase media?

-Los créditos en la Argentina son inexistentes y van a seguir siéndolos. Por eso es hemos buscado un método propio de financiación para poder llegar a esa clase media siempre tan relegada y castigada en los últimos años.

Link a nota

Proyectos inmobiliarios "en pozo": con este dólar, ¿será una inversión rentable en el 2021?

Proyectos inmobiliarios "en pozo": con este dólar, ¿será una inversión rentable en el 2021?

Por Patricio Eleisegui

De la mano del menor costo de construcción, estos emprendimientos ganaron terreno el año pasado. Qué tener en cuenta durante este 2021

Tras un 2020 marcado por la parálisis derivada del escenario de pandemia, el sector inmobiliario inició el año con la expectativa de revertir un derrumbe que alcanzó a todas las variantes del ladrillo. Desde la compraventa hasta la construcción, pasando por los alquileres, el segmento culminó diciembre inmerso en una caída de sus principales indicadores como no se veía en décadas.

Pero en medio del contexto desfavorable, una alternativa concluyó el período pasado con cierto atisbo de arranque. Y entre los expertos del ámbito inmobiliario hay coincidencias en que, si no se desata un nuevo caos sanitario o cambiario, la opción puede actuar como un pilar para la lenta recuperación del real estate.

Los emprendimientos en “boca de pozo” comenzaron a sumar una renovada aceptación durante el segundo semestre de 2020 por efecto de variables como el precio, que se viene ubicando entre los más bajos de los últimos 20 años. Al mismo tiempo, la posibilidad de cancelar las cuotas en pesos -con ajustes atados al índice de la Cámara Argentina de la Construcción (CAC)- también le añade atractivo al nicho.

“El costo de los proyectos está por lo menos 15 por ciento por debajo de la primera parte del año pasado. También cayó el valor de la tierra. En zonas como el corredor Norte pasó de 900 dólares el metro cuadrado a menos de 750”, comentó a iProfesional Darío López, socio en Arquitectonika y presidente de la Sociedad Central de Arquitectos (SCA).

“La baja del terreno redundó en la caída del precio final. Ahora es común ubicar proyectos que se lanzan a 2.000 dólares el metro cuadrado siendo que el año pasado no bajaban de los 2.400 o 2.500 dólares. Quien tiene dólares en la mano hoy puede hacer una gran diferencia por estos valores”, agregó.

López sostuvo que el aumento del dólar “tiene gran incidencia en los movimientos” en torno a las propuestas en “boca de pozo”. El entrevistado señaló que en el último tiempo “se acomodaron varios valores y, a pesar del aumento de los materiales en pesos, la diferencia con el aumento del dólar todavía es muy grande. Para los inversores es beneficioso porque pagás en pesos y luego podés vender en dólares, por ejemplo”.

Consultado por iProfesional, Damián Tabakman, presidente de la Cámara Empresaria de Desarrolladores Urbanos (CEDU), opinó en un tono similar. “Estamos en un momento muy oportuno para invertir en pozo porque el costo de construcción en dólares está muy bajo. Cayó mucho respecto de 2 años atrás”, expresó.

“La mayor parte de los que invierten no se orientan a la renta porque el rendimiento el bajo. Se apunta a la revalorización en el tiempo. O para uso personal. Como se abarató tanto la construcción, ahora pueden comprar los que antes no llegaban, en general con los ahorros acumulados en dólares”, añadió.

Desde Global Investments su director, Hernán Nucifora, argumentó que “la mayoría de los compradores buscan en la compra de unidades de pozo un resguardo de valor”.

“La especulación con la suba del dólar, y el bajo costo que por ahora tenemos en el costo del metro cuadrado, hace que tanto inversores como consumidores finales tomen la decisión de invertir”, afirmó ante iProfesional.

Los expertos observan a estos proyectos como una opción para dolarizar el excedente de pesos.

 

Nuevos precios y formas de pago

Por su parte, José Rozados, CEO de Reporte Inmobiliario, argumentó que el “boca de pozo” es una opción interesante en la medida que los proyectos reflejen “la nueva realidad de los costos dolarizados”.

“Puede ser una alternativa si el valor para ingresar está ajustado a los vaivenes del último año. Los costos cayeron cerca del 50 por ciento de 2017 a esta parte. Si eso se ve reflejado en el precio, entonces la opción es interesante. Los desarrolladores que reflejan la actualización son los que más pueden captar interesados”, expuso ante iProfesional.

El experto destacó a los emprendimientos en “boca de pozo” como un camino “para dolarizarse” para quienes cuentan con un excedente de pesos. “Puede resultar una buena fórmula, siempre y cuando los valores reflejen lo que ha venido pasando con el dólar y la devaluación del peso”, reiteró.

Un aspecto que juega muy a favor de estas propuestas reside en la posibilidad de cancelar las cuotas en pesos. “Mayoritariamente se paga en pesos ajustado por el índice de la CAC. El primer pago, que comúnmente se calza con el pago que el desarrollador hace para la tierra, suele ir en dólares. Se utiliza la cotización del ‘blue’”, dijo Tabakman.

A modo de ejemplo de cómo se puede abonar en estos emprendimientos, Nucifora, de Global Investments, comentó que, en el caso de esa compañía, “todos los desarrollos son comercializados en pesos. A valores concertados y son ajustados únicamente por el índice de la CAC”.

Otros aspectos a tener en cuenta

Respecto de las consideraciones a evaluar al momento de encarar una inversión en este tipo de proyectos, Tabakman sostuvo que “es clave ver la solvencia del desarrollador. La venta está muy floja de modo que los que dependen de la comercialización para financiar la obra, pueden tener problemas.”

Solvencia, reputación, calidad del proyecto y precio son, según el directivo, los pilares clave a tener en cuenta antes de invertir en un “boca de pozo”.

Nucifora también reparó en la trayectoria del desarrollador. “Que den señales de seguridad, de solidez, y de ser buenos pilotos de tormenta en los momentos más difíciles de nuestra economía. La confianza en un desarrollo de pozo es lo más importante al momento de elegir donde invertimos nuestros ahorros”, enfatizó.

Por el lado de Reporte Inmobiliario, Rozados también puso el foco en los antecedentes de la empresa a cargo del desarrollo. Y destacó la importancia de revisar todos los detalles del contrato.

“Es importante evaluar si el precio está sincerado, cómo son las condiciones a futuro y, obviamente, la trayectoria de quien está proponiendo el proyecto. Mirar muy bien qué te están prometiendo, lo que vas a firmar, cuáles son las calidades prometidas, y las condiciones de entrega y actualización”, concluyó.

Link a nota